Escrito por

Cáncer en útero: síntomas, por qué se produce y tratamientos

Las mujeres deben estar tan alerta como los hombres cuando se trata de síntomas de cáncer, pero hay ciertos síntomas que afectan solamente a este género, como los relacionados a diversos tipos de cáncer ginecológico.

Ciertos tipos de cáncer ginecológicos producen síntomas lo suficientemente temprano como para permitir un tratamiento exitoso. Cuando los síntomas se ignoran, el retraso en el tratamiento puede ser fatal. Es importante prestarle atención al cuerpo, y si percibimos algo anormal deberemos acudir de inmediato al médico. Lo más probable es que los síntomas no se relacionen con cáncer, pero es preferible prevenir que lamentar.

Síntomas del cáncer de útero

Aquí te mostramos todos los síntomas del cáncer de útero, aunque estos síntomas no tienen porque ser producto de un cáncer, ya que pueden atender a otros problemas y enfermedades y siempre es recomendable acudir a un médico ante cualquier síntoma.

Cancer de utero causas

Dolor pélvico

El dolor pélvico se describe como dolor o presión en la zona abdominal inferior al ombligo. Es persistente y no se limita al síndrome premenstrual. Este síntoma suele asociarse a cáncer de endometrio, de ovarios, cervical, de trompas de Falopio y vaginal.

Hinchazón abdominal

La hinchazón abdominal es uno de los síntomas más comunes del cáncer de ovarios, y también es uno de los síntomas más ignorados. La hinchazón puede ser tan severa que la paciente no puede abotonarse los pantalones, o incluso necesite aumentar el talle.

Dolor de espalda persistente

Se hace referencia al dolor de espalda que ocurre en la parte baja de la espalda y puede sentirse como una contractura suave. Algunas mujeres lo describen como dolores de parto. Se trata de un síntoma de cáncer de ovarios.

Sangrado vaginal anormal

Este síntoma es el más común que experimentan mujeres que sufren de algún cáncer ginecológico. Menstruaciones muy abundantes, sangrado entre mensuraciones y sangrado durante y luego de mantener relaciones sexuales se consideran sangrado anormal vaginal y son síntomas de cáncer. Este síntoma se relaciona con cáncer cervical, uterino y de ovarios.

Fiebre persistente

Una fiebre que no se aplaque o que dure más de 7 días debe ser comunicada a nuestro médico. Una fiebre rebelde suele ser síntoma tanto de cáncer como de una larga lista de condiciones no tan terminales, pero de cualquier manera deberemos acudir al médico.

Cambios gastrointestinales

Si sufrimos de constipación, diarrea, sangre en la materia fecal o mucho gas persistentemente, o bien experimentamos un cambio en los hábitos de nuestro sistema gastrointestinal deberemos consultar a un médico, ya que se trata de síntomas tanto de cáncer ginecológico como de colon.

Pérdida de peso no intencional

Perder más de 5 kilos sin intentarlo puede ser una agradable sorpresa, pero no es normal a menos que hayamos realizado algunos cambios en nuestro estilo de vida (puede que hayamos dejado las bebidas azucaradas en favor del agua sin intentar perder peso y hayamos adelgazado, en cuyo caso no corremos riesgo). Si bien el peso de una mujer puede fluctuar a lo largo del mes debido al ciclo menstrual, cualquier variación que supere los 4 kilos debe ser informada a nuestro médico.

Anormalidades en la vulva o la vagina

Se trata de cualquier tipo de ampollas, zonas enrojecidas o inusualmente sensibles, cambios en el color de piel o en el flujo. Es importante examinarse con regularidad para estar alerta en caso de que aparezcan este tipo de anormalidades.

Por qué se produce el cáncer de útero

Aunque no se conocen, como en el resto de los cánceres, las causas exactas de un cáncer de útero, sí hay algunos factores de riesgo que lo pueden provocar. Por ejemplo, podemos hablar del virus de papiloma humano o VPH que se produce con la infección de las células de la piel y se suele percibir por unas arrugas que aparecen en los genitales.

Cancer de utero sintomas

También se dice que el tabaco puede ser causa de diferentes cánceres, entre ellos el cáncer de útero, ya que todo el cuerpo absorbe las sustancias tóxicas de este producto y afecta por tanto al sistema inmunológico que nos deja más débiles frente a los virus que pueden provocarnos el cáncer.

Otro virus que también se asocia al cáncer de útero es el VIH que causa el SIDA, afectando también al sistema inmunológico.

También, otras infecciones causadas por relaciones sexuales como la clamidia pueden ser una causa del cáncer de útero.

Es importante saber que no se conocen la causas del cáncer de útero, por lo que tener alguno de estos virus no significa que pueda producirse el cáncer.

Tratamientos para el cáncer de útero

Dependiendo de la etapa en el que se encuentra el cáncer de útero, podremos optar a unos tratamientos o a otros. Aquí te explicamos todo sobre los diferentes tratamientos.

Cancer de utero tratamientos

Etapa 0 o carcinoma in situ

Esta es la etapa en la que encontramos el cáncer en su más prontas apariciones en incluso también algunos expertos la denominan pre-cáncer. En esta etapa las células cancerígenas solo están en la superficie del cuello uterino.

En esta etapa se suele recurrir a criocirugía o cirugía con láser o bisturí. Por ejemplo, a las mujeres que pretenden tener hijos se les suele realizar una biopsia de cono, pero a una mujer que ya no tendrá hijos se le hace una histerectomía.

Etapa IA1

Aquí, el tratamiento también depende de si la mujer quiere tener hijos después de dicho tratamiento o no, así como del tipo de cáncer y de cómo se encuentra. Es decir, si se ha extendido hacia los vasos sanguíneos o los vasos linfáticos.

Si la mujer quiere mantener su fertilidad se suele tratar primero con una biopsia de cono pero deben tener especial cuidado y atención para estar pendientes de si el cáncer regresa. En cuanto se observe que hay células con cáncer, se tiene que realizar una cervicectomía. Si las mujeres no quieren mantener su fertilidad, desde el principio es preferible realizar una histerectomía desde el principio.

Etapas IB, IIA, IIB, III y IVA

En esta etapa ya se recomienda directamente la histerectomía, aunque también se puede utilizar la quimioterapia con radiación. También se suele incluir en el tratamiento la braquiterapia.

Etapa IVB

Esta etapa, usualmente suele ser considerada como no curable y se aplica la radioterapia para aliviar los síntomas del cáncer. Todavía se siguen haciendo estudios para ver cuáles son los mejores productos para utilizar en la quimioterapia aplicada en esta etapa y se llevan a cabo tratamientos experimentales.

También te puede interesar:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos