Escrito por Tendenzias

Rhinospray: Posología y Efectos secundarios

¿Eres una de esas personas a las que ataca continuamente la alergia o los resfriados y que sueles tener problemas de congestión nasal? Entonces quizá te interese saber más acera de Rhinospray, una solución para esto problemas. A continuación te contamos en qué consiste este medicamento y cuáles son sus dosis adecuadas o sus posibles efectos secundarios.

¿Qué es Rhinospray?

Rhinospray es una solución de tramazolina hidrocloruro y que se usa principalmente para provocar la descongestión nasal en casos de alergias o resfriados. La tramazolina hidrocloruro dilata los vasos sanguíneos de las fosas nasales y permite así la evacuación de la mucosa.

En los siguientes puntos vamos a profundizar un poco más sobre este medicamento, y a conocer sus principales características, comenzando con sus advertencias de uso.

Rhinospray: advertencias de uso

Rhinospray tiene ciertas advertencias de uso que conviene señalar. En primer lugar, no pueden tomarlo personas de todas las edades. Es un medicamento que no deben usar los niños menores 6 años. A su vez, los mayores de 65 años deben consultar antes con su médico ya que son más sensibles a los efectos secundarios que pueda tener.

Por otra parte, hay ciertas patologías u otros tratamientos que pueden resultar incompatibles con las dosis de Rhinospray. Algunos casos en los que no se debe tomar Rhinospray son:

  • Si hemos sido intervenidos quirúrgicamente vía craneal o nasal hace poco.
  • Si padecemos glaucoma
  • Si tenemos alergia a la tramazolina hidrocloruro.

Por otro lado, hay quien cree que Rhinospray, al facilitar el descongestionamiento nasal, también puede resultar efectivos contra la sinusitis. Sin embargo, en este tipo de personas que tiene rinitis seca, este medicamento puede provocar precisamente el efecto contrario, esto es, la inflamación de la mucosa nasal, sobre todo en los casos de ingestas prolongadas. Esto viene provocado por una de las sustancias que incluye, el cloruro de benzalconio. Por lo tanto, tampoco se recomienda tomarlo en estos casos.

También hay otros casos en los que hay que tener ciertos cuidados especiales y consultar siempre a nuestro médico antes de tomar Rhinospray:

  • Si estamos tomando antidepresivos.
  • Si tenemos la presión arterial alta
  • Si padecemos alguna enfermedad del corazón

Como última advertencia, destacar que Rhinospray está pensado únicamente para aliviar la descongestión nasal, que no debe ser utilizado con ningún otro fin, y que no se recomienda su toma por un tiempo mayor de 3 días seguidos.

Rhinospray: posología

Rhinospray viene en envases que se pueden usar tanto como cuentagotas como pulverizador. El medicamento debe introducirse por las fosas nasales, de forma que penetre correctamente. Si lo administramos por gotas, lo ideal es echar la cabeza para atrás para facilitar la entrada del líquido en las fosas nasales. Si utilizamos el pulverizados hay que introducir el orificio en las fosas nasales y aspirar por la nariz a la vez que pulverizamos el líquido. Es conveniente vaciar lo máximo posible las fosas nasales (en caso de ser posible) antes de proceder a la pulverización.

Como ya hemos dicho antes, Rhinospray no debe ser administrado a menores de 6 años. Para todas las demás personas las dosis recomendada viene siendo la misma: 3 tomas al día como máximo, consistiendo cada toma en una o dos pulverizaciones en cada fosa nasal.

Rhinospray: efectos secundarios

Del mismo modo que la mayoría de medicamentos, Rhinospray puede provocar ciertos efectos secundarios. No todas las personas los sufren ni son los mismos en cada caso. Por supuesto, una sobreexposición al medicamento aumenta las posibilidades de que se produzcan alguno de estos efectos adversos.

Los efecto secundarios más comunes son muy leves, y no pasan de leves molestias o sensación de picor en la nariz. Hay otra serie de efectos que también afectan a bastante gente, y que van desde los dolores de cabeza hasta la excesiva mucosidad o sequedad nasal, pasando por sensación de náusea.

A menor número de personas, aproximadamente 1 de cada 1.000, este medicamento le puede producir mareos o cambios en la percepción de los sabores. A menos todavía les puede provocar sangrado por la nariz. Otros de los síntomas que se pueden producir, aunque se desconoce su frecuencia, son la somnolencia, las erupciones en la piel, la fatiga o el aumento de la presión arterial.

En caso de sobreexposición al producto o de intoxicación, el medicamento podría llegar a afectar al sistema nervioso central, produciendo alucinaciones, ansiedad, agitación, sudoración, fiebre, tono de piel pálido, labios de color azulado, etc. En los casos más graves puede provocar convulsiones, estado de letargo o incluso el coma.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

En caso de que percibamos alguno de estos efectos tras el uso de Rhinospray, o que los síntomas de la congestión nasal han empeorado desde que empezamos a tomarlo, lo más recomendable es cancelar inmediatamente el tratamiento y acudir a nuestro médico.

Rhinospray: otras advertencias y recomendaciones

Cómo últimas advertencias, destacar que no se debe utilizar Rhinospray en mujeres embarazadas ni durante el periodo de lactancia, ya que se desconocen a ciencia cierta los efectos que puede tener sobre el nonato o sobre el bebé. En caso de duda lo primero es consultar a nuestro médico o pediatra.

Señalar también que es un medicamento que no necesita condiciones especiales para su conservación, pero que sí hay que guardarlo en un lugar que esté lejos del alcance de los más pequeños de la casa. Hay que recordar que Rhinospray no puede ser usado por menores de 6 años.

Por nuestra parte esto es todo, esperamos que el post te haya sido de ayuda y que conozcas un poco mejor los pros y contras de este medicamento. Y recuerda, intenta siempre busca antes el consejo de tu médico, aunque puedas conseguir el medicamento sin receta.

Enlaces de interés

Demedicina.com

Newsletter