Escrito por Tendenzias

Los beneficios de las grasas saturadas y dónde encontrarlas

Muchos de vosotros oiréis decir “las grasas son muy malas”, “no comas eso que tiene muchas grasas”, “vas a engordar mucho si comes eso”, y un largo número de ejemplos así. En la entrada de hoy queremos desmontar un mito en la sociedad: no todas las grasas son perjudiciales para nuestro cuerpo. Para ello, veremos los beneficios de las grasas saturadas y dónde encontrarlas, qué son las grasas saturadas y dónde encontrar las grasas saturadas. No te creas todo lo que te cuenten y mira todos los beneficios que tienen para nuestro organismo.

Los beneficios de las grasas saturadas y donde encontrarlas no perjudiciales

Qué son las grasas saturadas

¿Qué son las grasas saturadas? Pues es un nutriente esencial para nuestro organismo, pero en cantidades controladas. Un exceso de consumo de grasas saturadas es perjudicial para nuestro cuerpo, pero es como todo “hay que comer un poco de todo y mucho de nada”. El consumo de grasas saturadas nos aporta la energía necesaria para hacer ejercicio, ya que durante una sesión de entrenamiento, se gastan muchas calorías de la grasa.

Que son las grasas saturadas niveles altos de colesterol

Existen diversos tipos de grasas saturadas de tipo bueno y malo. Un consumo excesivo de grasas saturadas puede provocar que se acumulen estas grasas en las paredes del corazón y provoquen un ataque cardíaco, por esta razón hay que controlar y regular el consumo de alimentos ricos en grasas saturadas (en torno al 6% de las calorías totales a diario). Además, aumentarían los niveles de colesterol en los vasos sanguíneos y llegaría a provocar trombos y bloqueos en las venas y arterias.

Que son las grasas saturadas mantequilla

El origen de las grasas saturadas proviene de productos animales, como el helado, la mantequilla, la leche entera, las carnes con grasa, etc. Aunque también de aceites vegetales que dañan nuestro organismo, como el conocido aceite de palma, de coco o de palmiche. Si se encuentran a temperatura ambiente se presentan en estado sólido.

Que son las grasas saturadas grasas insaturadas aceite de oliva

Para reducir los niveles de grasas saturadas de tipo malo, podemos optar por una dieta rica en grasas insaturadas, como el aceite de oliva o de canola. La diferencia entre las grasas insaturadas y las saturadas es que las primeras se presentan en estado líquido.

Que son las grasas saturadas grasas trans

Las grasas verdaderamente dañinas para nuestro organismo son las grasas trans o grasas hidrogenadas, que se usan habitualmente en la conservación de alimentos frescos, ya que el aceite vegetal se endurece. Para evitar el consumo de estas grasas, consulta el etiquetado de los productos.

Una grasa produce 9 calorías por gramo, lo que supera por dos a las calorías que contienen los carbohidratos y las proteínas. Por esta razón, se mantiene la idea de que las grasas engordan.

Beneficios de las grasas saturadas

¿Cuáles son los beneficios de las grasas saturadas? Sí, habéis leído bien, vamos a contaros todos los beneficios que contienen las grasas saturadas para nuestro organismo. Aunque busquemos reducir nuestro peso de manera desesperada, es preciso incorporar las grasas en nuestra dieta por las funciones que cumplen las grasas en nuestro organismo.

Beneficios de las grasas saturadas mantener temperatura corporal

En primer lugar, las grasas saturadas nos ayudan a mantener el cabello y la piel de manera sana. También las grasas saturadas ayudan al cuerpo a absorber vitaminas liposolubles (A, D, E y K) y a mantener la temperatura media del cuerpo y nos protegen del frío.

Por otro lado, nuestro organismo por sí solo no puede producir las grasas denominadas esenciales (ácidos grasos linoleico y linolénico), pero tampoco puede desempeñar su función si no se consumen estas grasas, por lo que son necesarias para nuestro organismo. Además, el cuerpo utiliza estas grasas para desarrollar el cerebro, para coagular la sangre y para controlar la inflamación. Y por último, las grasas también actúan en la estructura de las membranas de las células.

Beneficios de las grasas saturadas nutricionista

Lo importante en este asunto no es eliminar completamente esta sustancia animal, si no elegir la dosis necesaria y el tipo de grasa que más beneficioso sea para nuestra salud y menos daño cause a nuestro organismo. En caso de que tengas alguna duda, puedes acudir a un nutricionista experto para que te aconseje y oriente en temas de alimentación.

Dónde encontrar las grasas saturadas

¿Dónde encontrar las grasas saturadas? Pues como veníamos adelantando con anterioridad, las grasas saturadas tienen su origen en los animales y en los productos que obtenemos de ellos. Para ilustrar este punto, alguno de los productos que contiene grasas saturadas son el aceite de coco, la carne de vaca y cerdo, la leche y sus derivados (queso), la yema de huevo, la mantequilla, el pollo, la manteca de cerdo, etc.

Donde encontrar las grasas saturadas productos animales yema de huevo

No obstante, pese a que estos alimentos tengan cierto contenido en grasas saturadas, no significa que deba eliminarse de nuestras dietas, sino que, como decía Aristóteles “la virtud está en el término medio” y, por ello, los especialistas recomiendan un consumo diario del 10% de grasas saturadas, para que nos aporten las energías necesarias para afrontar un nuevo día.

Donde encontrar las grasas saturadas leche desnatada

Además, los niveles de grasas saturadas varían en función de un alimento y otro. Por ejemplo, la leche entera puede llegar a contener un 60% de grasas saturadas, mientras que la carne de pollo, la yema de huevo o el pescado pueden rondar el 30%. Por este motivo, se han creado nuevos productos con menor contenido en grasas saturadas para que podamos llevar una alimentación sana y equilibrada. Uno de los productos que ilustran este punto es la lecha desnatada como sustituta de la leche entera, o la margarina baja en grasas como sustituta de la mantequilla.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);
Donde encontrar las grasas saturadas piramide de alimentacion

Diferencias entre grasas saturadas y grasas trans

Ahora bien, ¿sabemos las diferencias entre grasas saturadas y grasas trans? Aunque aparentemente parezcan términos sinónimos, no lo son. Desde el punto de vista químico, las grasa se forman a partir del oxígeno, hidrógeno y carbono y contienen grandes poderes energéticos (el doble que los hidratos de carbono). Los famosos triglicéridos forman lo que conocemos como “grasas” y a su vez forman los ácidos grasos. Los distintos tipos de grasas se configuran por medio de los diferentes enlaces que forman entre sí. Con esta primera explicación, ya nos debería quedar claro que las grasas saturadas y las grasas trans son diferentes, pero ¿en qué?

Diferencias entre grasas saturadas y grasas trans poderes energeticos
Las grasas saturadas, de origen en carnes, productos lácteos y sus derivados, embutidos, etc., no se disponen en forma de dobles enlaces. Este tipo de grasas puede solidificarse a temperatura ambiente. Los productos más habituales que contienen grasas saturadas son aquellos que contienen aceites vegetales (coco o palma). Un excesivo consumo de grasas saturadas puede acarrear consecuencias muy graves en la circulación sanguínea, ya que favorece la acumulación de grasa en sangre (colesterol malo elevado) y, como resultado, puede crear una situación propensa a todo tipo de enfermedades cardíacas.

Diferencias entre grasas saturadas y grasas trans embutidos

Por otro lado, encontramos las grasas trans, que pertenecen al grupo de las grasas insaturadas. Este tipo de grasas se forman durante el procesamiento industrial de algunos productos obtenidos a partir de la hidrogenación por el que pasan de ser grasas insaturadas a grasas saturadas y, por tanto, sólidas. Los alimentos que contienen grasas trans son los productos fritos, la bollería industrial y las comidas preparadas. Asimismo, puede tener origen animal, como en las grasas, derivados lácteos y carnes de oveja o vaca. Las consecuencias de las grasas trans son peores que las grasas saturadas, dado que se incrementa el colesterol y los triglicéridos, pero además disminuye el colesterol en sangre, lo que favorece en mayor medida la aparición de enfermedades sanguíneas y cardíacos.

Diferencias entre grasas saturadas y grasas trans bolleria industrial
Junto con estos, existen otros tipos de grasas que, aunque no sean especialmente conocidos, también se recomienda conocer un poco su formación: las grasas insaturadas y sus derivados. Las grasas insaturadas provienen de productos vegetales (aceites), como puede ser el aceite de oliva, el de maíz, el de girasol, el de frutos secos o el de semillas. Pese a que el aceite de coco y el de palma provengan de aceites vegetales, las grasas que poseen son muy diferentes. En función de la clasificación por enlaces, se trata de un aceite u otro (monoinsaturado, poliinsaturado y omega 6).

Diferencias entre grasas saturadas y grasas trans aguacate

¿Son malas las grasas saturadas?

¿Pero son malas las grasas saturadas? No es que sean buenas o malas, pero un consumo inapropiado, tanto en exceso como en defecto, puede acarrear consecuencias muy graves a largo plazo. De hecho, un consumo mínimo de grasas saturadas debe incluirse en cualquier dieta de adelgazamiento.Son malas las grasas saturadas para dietas de adelgazamiento

Debemos desmitificar entonces el mito que se lleva predicando de pueblo en pueblo desde hace muchos años: las grasas no engordan ni tienden al sobrepeso. Las grasas saturadas desempeñan un papel fundamental en nuestro organismo. ¿Por qué son buenas las grasas saturadas? Las grasas nos ayudan a combatir el frío, nos permiten almacenar energía, permiten regular los niveles de colesterol, ayuda mantener cuidado nuestro cabello y nuestra piel y, por último, promueven la absorción de las vitaminas A, D, E y K.

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);

Son malas las grasas saturadas para el colesterol

Relación entre consumir grasas y el colesterol

La relación entre consumir grasas y el colesterol está estrechamente relacionado, dado que el consumo de grasas favorece la acumulación de grasas en las paredes de la arteria y evita el paso fluido de la circulación sanguínea.

Relacion entre consumir grasas y el colesterol enfermedades cardiovasculares

Esta acumulación de grasas en la sangre favorece la aparición del colesterol en sangre. Asimismo, y como consecuencia, se producen enfermedades cardiovasculares, como puede ser el paro cardíaco (infarto de miocardio), entre otro tipo de enfermedades.

Qué grasas debemos evitar

¿Hay alguna grasa que debamos consumir o qué grasas debemos evitar? Pues bien, existen tres tipos de grasas que debemos evitas: las grasas omega-6, las grasas saturadas y las grasas trans.

Que grasas debemos evitar aceite de maiz
Como hemos mencionado anteriormente, las grasas saturadas se encuentran en distintos aceites vegetales y de origen animal, como puede ser la grasa de la carne, los productos lácteos y sus derivados (por ejemplo, el queso cheddar o el queso manchego), la mantequilla o los helados. Este tipo de grasas saturadas se solidifican a temperatura ambiente. Su consumo no se recomienda en exceso, pero tampoco se debe evitar al 100% ya que favorece la aparición de colesterol bueno en sangre. Como bien se suele decir, “la excelencia se encuentra siempre en el término medio”. Un control del consumo de grasas saturadas nos permite aportar al cuerpo los nutrientes necesarios para llevar una dieta saludable.
Las grasas trans, por otro lado, se forman a partir de la hidrogenación durante el procesamiento industrial de un alimento, como por ejemplo suele ocurrir en los snack. Este tipo de grasas trans se solidifican también a temperatura ambiente y producen un alto porcentaje de enfermedades cardíacas. El consumo de grasas trans no está recomendado por los especialistas en nutrición dado que el producto alimenticio ha pasado un largo procesamiento industrial y, por tanto, no posee factores beneficiales para nuestro organismo.

Que grasas debemos evitar aceite de palma
Por último, encontramos las grasas omega-6, procedentes de aceites como la soja o el maíz. Este tipo de grasas, si se consumen en exceso, puede acarrear importantes consecuencias de tipo hormonales, incluso en mayor medida que las grasas saturadas y las grasas trans.

Que grasas debemos evitar frutos secos

Para que no haya ningún tipo de duda, las grasas más beneficiosas y saludables para nuestro organismo proceden del aceite de oliva y de los frutos secos con un gran aporte en grasas monoinsaturadas, como pueden ser los aguacates, las almendras o los anacardos. Asimismo, las grasas saturadas procedentes de los productos lácteos y sus derivadas tampoco son excesivamente perjudiciales para nuestro organismo, sino que son necesarias para el buen funcionamiento del mismo.

loadInifniteAdd(infinite_adv_3);

Recordad que lo mejor es un consumo con moderación y no una eliminación total que para eso, las grasas saturadas están incluidas en la pirámide de alimentación, si no, ya habrían dejado de coronar esa pirámide. Con todo esto, hay que tener en cuenta que llevar una dieta equilibrada y hacer ejercicio de manera habitual también son factores que nos llevan a disfrutar de una vida saludable y plena.

Si quieres conocer otras sustancias o productos con los que nos alimentamos, los beneficios y las consecuencias que tienen, no dudes en visitar los siguientes artículos.

Demedicina.com

Newsletter