Escrito por

¿Cuándo hacer una reducción de pecho?

A pesar de que se suele hablar más de las mujeres que pasan por quirófano para aumentar sus tallas de pecho, también hay mujeres que necesitan una reducción de pecho.

La operación de aumento de pecho

¿Qué mujeres necesitan una reducción de pecho?

Las mujeres que suelen someterse a una operación de reducción de pecho suelen tener las mamas grandes y caídas, puede ser por una decisión estética pero en muchas ocasiones suele estar relacionado con problemas médicos asociados debido al peso de las mamas.

Suele ser frecuente que sufran dolores de espalda y/o de nuca, puede haber problemas respiratorios, irritación cutánea e incluso, deformaciones óseas. Por otra parte, si pensamos en los problemas emocionales que estos pueden ocasionar, no  pasa desapercibido los complejos, la inseguridad y posibles problemas de autoestima.

En este enlace puedes acceder a un listado de médicos de cirugía estética en diferentes partes de España.

Características de esta operación

La operación de reducción de mamas recibe el nombre de mamoplastia. Esta operación consiste en la reducción de la grasa, el tejido glandular y la piel del pecho, también hay casos en los que se reduce la aerola, todo esta intervención tiene como fin conseguir que el pecho quede más pequeño y firme.

operacion-mamaria

Esta operación suele llevarse a cabo cuando la mama está completamente desarrollada, aunque también puede haberse casos en los que eso se adelante por problemas físicos importantes. Aún así, es importante que la mujer esté lo suficientemente preparada psicológicamente para poder aceptar y comprender el procedimiento, hacer una elaboración de cuál va a ser el resultado físico de una forma realista.

Después de la operación puede haber unos días de dolor o molestias durante la primera semana pero, normalmente el cirujano suele recetas algún tipo de medicamento para poder calmarlo. Los puntos de la operación suelen tardar en quitarse unas tres semanas, dependiendo del caso y del centro.

Otro de los afectos adversos suele ser una pérdida de sensibilidad en los pezones como en la piel mamaria, esto se debe a la hinchazón pero no suele ser algo perpetuo, sólo una consecuencia de la operación y que normalmente suele pasar en seis semanas o como mucho en un año.