-    Escrito por gon

Tendinitis de Aquiles

Representa la inflamación del tendón llamado de Aquiles, causada por lo general debido a un exceso de esfuerzo en la zona o motivado por una torcedura, típico de las lesiones deportivas, pero también existe una enfermedad del tipo degenerativa muy común llamada “tendinosis de Aquiles”, que tiene la característica de no presentar inflamación del tendón y suele acompañarse de tumefacción en el tejido adyacente, (tendinopatía).

image

Otra de las variantes relacionadas a esta lesión deportiva es la Rotura del Tendón de Aquiles, que puede presentarse tanto parcialmente como en forma integra, lo cual reviste gravedad, llegando a la cirugía.

La función principal es la flexión plantar del pie, que incide en la flexión de la rodilla, siendo un tendón extremadamente fuerte capaz de soportar en carrera hasta 500 kgrs., siendo pasible de varias lesiones por distintos factores causales, manifestando inflamación en cualquier tramo de su recorrido, siendo una muy común la que se produce en el punto de inserción, llamada “entesitis“.

Esta patología dentro de la medicina del deporte a presentado un incremento demasiado exagerado entre los atletas, en los últimos tiempos, atribuyéndoselo a una situación multi-factorial, ya que cada vez aparecen nuevas causas que se van sumando a las tradicionales.

Un ejemplo de ello es la industria del calzado que se encuentra en un constante cambio, tanto tecnológico como cintifico-anatomico, buscando mejorar el rendimiento deportivo, pero en ocasiones se deja de lado la comodidad y a su vez la protección para evitar las lesiones deportivas.

Dentro de los factores tradicionales se define el uso de superficies duras, entrenamientos excesivos o incorrectos, así como la negligencia individual cuando se hacen presentes los primeros síntomas, dejando avanzar el problema llegando a un punto de gravedad, con las consecuencias más negativas para el deportista.

Via| WP – el atleta

Imagen: flickr