UP

-     Escrito por ruben

Cansancio crónico

El cansancio crónico se ha convertido en uno de los temas principales en las conversaciones más cotidianas y siempre vienen acompañado de quejas constantes recayendo la culpa en los quehaceres y ocupaciones del día a día de de dicho malestar. Hoy en De Medicina, el Cansancio Crónico.

CANSANCIO CRÓNICO

El cansancio crónico

CANSANCIO CRÓNICO

Todos creemos sufrirlo alguna vez en nuestra vida, pero la realidad es bien distinta, ya que nadie sabe a ciencia cierta de qué se puede tratar y, lo que es peor aún, se ignora cómo evitar este problema,  sobrellevarlo e incluso la curación del mismo. Por eso te queremos enseñar de que va este tipo de agotamiento. Estate atento porque vamos a hablar en este artículo de:

  • El Cansancio Crónico: ¿Qué es?

  • Causas del Cansancio Crónico

  • Cuáles son los principales síntomas

  • El tratamiento del Cansancio Crónico

El Cansancio Crónico: ¿Qué es?

CANSANCIO CRÓNICO

También conocido como la Astenia, según su término médico, el Cansancio Crónico consiste en el agotamiento que lleva 4 meses o más evolucionando. Su principal representación es la reducción en las actividades que realizamos habitualmente, así como el desmejoramiento de las responsabilidades, ya que estas cuestan más trabajo en realizarse ofreciendo una sensación de lentitud, lo que conlleva a una improductividad. Esta improductividad se convierte en ocasiones en un elemento contraproducente para la enfermedad, porque de alguna manera presiona a nuestro organismo a realizar mucho más trabajo generando aún más cansancio.

Causas del Cansancio Crónico

dolor-de-cabeza-sintoma-cansancio-cronico

Las causas para la aparición del cansancio crónico pueden ser muy variadas, si bien no existe una causa común que provoque esta afección. Veamos algunas de las cusas comunes de aparición del cansancio crónico:

  • A pesar de que no existe un virus o una infección bacteriana que provoque específicamente el cansancio crónico, sí que hay determinados virus que pueden llevar aparejada este tipo de afección, por ejemplo, el virus del herpes humano VEB.
  • La fatiga crónica también puede ser provocada por la picadura de determinados mosquitos o garrapatas que permiten la entrada de bacterias en el organismo.
  • El cansancio crónico también puede haber sido provocado por algún tipo de enfermedad previa que tienen estos síntomas y que no ha sido curada adecuadamente.
CANSANCIO CRÓNICO
  • Por otro lado, existen diversos factores que pueden provocar cansancio crónico, como pueden ser el estrés, la depresión o los trastornos de la alimentación. Asimismo, esta afección aumenta las posibilidades de manifestarse con la edad.
  • El cansancio crónico también puede deberse a afectaciones en el sistema nervioso que provocan una pero respuesta de los músculos.

Por otro lado, cabe destacar que existen ciertos grupos de población que son más propensos a padecer este tipo de cansancio, por ejemplo las mujeres mayores de 45 años.

Cuáles son los principales síntomas

CANSANCIO CRÓNICO

El cansancio crónico lleva aparejadas una serie de síntomas que no solo tienen que ver con el aspecto físico, sino también con el mental.

El principal síntoma del cansancio crónico es el cansancio extremo, repentino y que puede durar alrededor de seis meses. Se trata de un tipo de cansancio que no desaparece al descansar, al contrario, cuantas más horas se descansa más aumenta la sensación de cansancio.

Entre los síntomas físicos que provoca está la dificultad para recuperarse de cualquier ejercicio físico, mialgia (dolores en los músculos), dificultades para conciliar el sueño, dolor de cabeza constante e incapacidad para realizar numerosos actividades físicas cotidianas, entre otras alteraciones. Puede ir acompañado de fiebres ligeras y dolores en los ganglios linfáticos.

Sin embargo, los problemas del cansancio crónico también afectan a la mente. Las personas que tienen esta afección tienen problemas para concentrarse, pérdidas de memoria, mal humor constante y un largo etcétera.

Como podemos comprobar, el cansancio crónico tienen todas las posibilidades de alterar a peor nuestra vida.

Diagnóstico y tratamiento del Cansancio Crónico

CANSANCIO CRÓNICO

Normalmente, el cansancio crónico se diagnostica a través del descarte de otro tipo de enfermedades. Es decir, solo se considera que la fatiga crónica es una afección en sí misma cuando no existe alguna otra enfermedad que lo cause el cansancio provocado por una gripe no es cansancio crónico, ya que remite cuando la enfermedad desaparece).

Por lo general el Cansancio Crónico es tratado con los medicamentos antidepresivos, pero también es usual la medicación para fortalecer el sistema inmunológico de nuestro organismo para llegar a controlar los síntomas. Pero sin lugar a dudas, el mejor tratamiento que hay son estos tres: Descanso, correcta alimentación y una buena actitud.

  1. El descanso: Es importante que te cortes un poco con el consumo de excitantes, cafe, bebidas energéticas. Además de no poner objetos que te puedan molestar a la hora del sueño como puede ser el móvil, relojes,…
  2. Correcta Alimentación: Haz un gran aporte de energía en el desayuno, y realizar como mínimo 5 comidas diarias.
  3. Buena actitud o actitud positiva: Evita el mal humor, el estrés que contribuyen al agotamiento.

CANSANCIO CRÓNICO
Además de estos tres consejos, también existen otros métodos más… “experimentales” que pueden ayudar a combatir el cansancio crónico. Entre algunos de los tratamientos que también se utilizan contra la fatiga crónica están:

  • Los masajes y las terapias de relajación muscular que ayudan a devolver la tonificación y circulación a los músculos.
  • También hay quien recurre a las terapias mentales de psicólogos e incluso a la hipnosis.

¿Y si hablamos de fibromialgia?

CANSANCIO CRÓNICO

Ahora que ya conoces un poco más sobre la fatiga o en cansancio crónico es momento de pensar si solo tenemos este problema o bien estamos delante de algo más grave con lo que el cansancio no sea el problema sino solo de uno los síntomas. En este sentido, os estamos hablando de la fibromialgia y las personas que la sufren o empiezan con ella, suelen padecer cansancio crónico además de:

  • Dolores en las articulaciones y todos los músculos: la verdad es que el dolor en la fibromialgia puede sentirse en cualquier parte del cuerpo y puede darse en una gran cantidad de niveles diferentes. En este caso, podemos decir que tanto lo podemos notar como una corriente, como un hormigueo, como pinchazos que no cesan, etc. De hecho, estos dolores se pueden confundir con síntomas de otras enfermedades por lo que no es de extrañar que los médicos nos hagan pruebas para asegurarse que lo que padecemos es fibromialgia y no otras enfermedades.
  • Imposible contacto: por el mismo dolor, las personas que tienen fibromialgia evitan todo lo relacionado con el contacto con su cuerpo. De este modo, os podemos decir que hay casos en los que conducir puede ser una tarea casi inaccesible para los pacientes de fibromialgia, pero también puede ser un infierno que la pareja les toque o sus propios hijos. Es por ello que se hacen cursos para las familias de los afectados de fibromialgia de modo que estos puedan hacerse una idea de lo que sus familiares están pasando.
  • Depresión; la fibromialgia va muy unida a la depresión pero no está claro si es una causa o una consecuencia. De todos modos, no podemos extrañarnos de saber que estas personas puedan tener depresión cuando en muchos casos, no pueden llevar una vida como la de los demás.

Tratamiento para la fibromialgia

CANSANCIO CRÓNICO

Hay una gran variedad de medicamentos que los médicos nos pueden recetar una vez se nos haya diagnosticado la enfermedad, pero debemos deciros por experiencia que los medicamentos no son la única manera con la que podemos tratar esta enfermedad y la verdad es que los propios médicos nos indicarán otras pautas a tener en cuenta en nuestra vida con la finalidad de poder mejorar la calidad de vida que tenemos. Estos tratamientos incluyen:

  • Medicamentos como los relajantes musculares, los antidepresivos, el paracetamol, etc.
  • Medicamentos homeopáticos o suplementos
  • Una buena dieta: debemos llevar una buena dieta rica en pescado y con muy poco contenido en carne roja
  • Un poco de deporte: también es de lo más esencial que hagamos trabajar nuestro cuerpo pero debemos hacer algo de deporte en muy pequeñas cantidades y siempre hasta nuestros límites. Solo con andar una media hora puede sernos suficiente.

Como puedes ver, hay muchas cosas que puedes hacer para sentirte mucho mejor, por lo que te animamos a que visites a tu médico y te informes de todas ellas.

Demedicina.com

Newsletter