Escrito por Tendenzias

Azitromicina para infecciones de oído y de garganta: Indicaciones y Efectos secundarios

En De medicina ya os hemos hablado en numerosas ocasiones de compuestos y fármacos que pueden ser de mucha ayuda para combatir diversos problemas de salud. Hoy le toca el turno a la Azitromicina, un medicamento especialmente indicado para las infecciones de oído y garganta, entre otros muchos usos.

azitromicina

¿Qué es la Azitromicina?

La Azitromicina es un medicamento que funciona como antibiótico y procede del grupo de los macrólidos. La Azitromicina se utiliza generalmente para combatir infecciones pediátricas de oído y de garganta, pero también puede tener muchos otros usos, por ejemplo para tratar infecciones en la piel, en las fosas nasales y otras infecciones bacterianas como enfermedades de transmisión sexual (gonorrea o sífilis), neumonías o pulmonías. El modo de funcionamiento de este antibiótico es detener el crecimiento de las bacterias que provocan la infección, pero no destruye el virus.

azitromicina oido
Existe una lista de bacterias antes las cuáles es efectiva la azitromicina: S. aureus, S. pyogenes, S. pneumoniae, estreptococos alfahemolíticos, C. diphtheriae, Helicobacter, L. monocytogenes, H. influenzae, H. parainfluenzae, B. catarrhalis, L. pneumophila, B. pertussis, B. parapertussis, V. cholerae, parahaemolyticus, Bacteroides fragilis, C. perfringens, Peptococcus, Peptostreptococcus, F. necrophorum, P. acnes, C. trachomatis, T. pallidum, N. gonorrhoeae, H. ducreyi, B. burgdorferi, C. pneumoniae, T. gondii, M. pneumoniae, M. hominis, U. urealyticum, P. carinii, M. avium. Además, la azitromicina ha sido usada para tratar enfermedades como la enfermedad del viajero, la malaria, la fiebre tifoidea, la tos ferina o la babesiosis, una enfermedad que se transmite por medio de las garrapatas. En la actualidad también está mu extendido su uso para el tratamiento de la piel, en especial para eliminar el acné.

En el siguiente apartado vemos cómo se puede tomar la azitromicina y cuáles son las dosis adecuadas recomendadas en cada caso.

¿Cómo se debe tomar la Azitromicina?

Si se toma en tabletas la azitromicina se suelen tomar una vez al día durante una período de tiempo que oscila entre los 1 y los 5 días, dependiendo de la infección. En los casos de de faringitis suele ser suficiente con tres días de ingesta, mientras que en los casos de amigdalitis supurada hay que extenderla hasta los 5 días. Se recomienda tomar las dosis en comprimidos de 500 mg (o, mejor dicho, en las dosis que recomiende el médico). Es recomendable tomarla con el estómago vacío, al menos una hora antes o dos horas después de la comida.

En los niños, la dosis adecuada es de 10 mg por kilo de peso al día, siempre con un máximo de 3 días y 500 mg. al día.

Ya sabemos para qué sirve y cómo se toma la azitromicina. pero, ¿puede tener algún efecto adverso? ¿Qué efectos secundarios se pueden presentar por su consumo? Lo vemos en el siguiente punto.

¿Qué efectos secundarios puede provocar la Azitromicina?

azitromicina garganta
En principio la azitromicina es un antibiótico que no suele presentar efectos secundarios siempre y cuando se tome en dosis terapéuticas, así que es siempre necesario hacerlo bajo recomendación de un médico. En algunos casos la ingesta de azitromicina puede provocar la aparición de algunos síntomas como náuseas, vómitos, diarreas, dolores de estómago o de cabeza.

Asimismo, la toma de azithromycin en dosis demasiado elevadas puede provocar la aparición de efectos secundarios de carácter más grave, en cuyo caso será indispensable la visita al centro de salud. Estos efectos secundarios pueden incluir mareos, desmayos, inflamación del rostro y de la garganta, diarreas severas e incluso desprendimientos de retina. Por otra parte, diversos estudios sostienen que el tratamiento de infecciones mediante azitromicina aumenta más de dos veces el riesgo de padecer ataques cardíacos durante los primeros días de tratamiento, aunque en este caso los estudios desvelaron que la mayor parte de estos pacientes eran personas de avanzada edad y que tomaban fármacos antiarrítmicos.

En caso de que la toma de la azitromicina nos produzca vómitos y hayamos expulsado la última dosis en un plazo de una hora tras su toma, no es recomendable tomar otra dosis. Lo mejor es llamar al médico y avisarle acerca de la situación.

Por último, vemos unas consideraciones finales sobre la azitromicina que también se deben tener muy en cuenta.

Otras consideraciones sobre este medicamento

azitromicina medicamento
La azitromicina ha de guardarse en su envase original, que debe estar herméticamente cerrado. Además, debe mantenerse a temperatura ambiente, fuera de focos de excesivo calor o humedad. Asimismo, al igual que el resto de medicamentos y fármacos, debe mantenerse fuera del alcance de los niños.

Es importante, a la hora de acudir al médico, llevar siempre una lista con los medicamentos, tanto con receta como sin receta, que se están tomando, así como todas aquellas vitaminas o suplementos, con el fin de que el médico tenga una información previa y se eviten “mezclas” que podrían provocar una reacción negativa en el paciente.

Del mismo modo, también se debe informar si se presentan alergias al medicamento o de otro tipo, o antecedentes familiares de alergias. En este sentido, se debe informar si existen o han existido en el paciente problemas cardíacos como el QT, , ritmo cardíaco irregular u otros problemas como, por ejemplo, si el paciente es portador del virus del SIDA o si posee bajos niveles de potasio en la sangre o algún tipo de infección sanguínea.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

Respecto a la dieta, no hace falta llevar una dieta específica ni suprimir ningún tipo de alimento, a no ser que el médico indique lo contrario.

En el caso de que se nos haya olvidado tomar una dosis de azitromicina, hay que tener en cuenta el tiempo que ha pasado y el que falta para la próxima ingesta. Si se nos ha pasado por unas dos horas, podemos tomarla normalmente y luego seguir nuestra dosificación regular. Si quedan ya pocas horas para la próxima ingesta, lo mejor es obviar la última toma y esperar a la próxima, siguiendo a partir de ahí nuestra dosificación regular. Lo que nunca es recomendable es doblar la siguiente dosis en caso de que se nos haya olvidado tomar la anterior.

Para recordar más fácilmente el momento de tomar la dosis, se recomienda hacerlo todos los días a la misma hora, lo que además ayudará a que nuestro cuerpo se acostumbre a su ingesta y los efectos sean más eficaces.

Si la infección persiste después de haber terminado el tratamiento, consulta de nuevo a tu médico. Y no dejes que nadie más tome el medicamento, podría ser peligroso y además podría no volver a conseguir receta médica.

La azitromicina se debe guardar en su envase original, cerrado herméticamente y en un sitio lejos del alcance de los niños. Asimismo, no se recomienda guardarlo en lugares donde pueda hacer demasiado calor o se acumule demasiada humedad (por ejemplo, no se recomienda guardarlo en el baño a causa de los vapores del agua al ducharnos.

Una vez terminado el tratamiento con azitromicina hay que desechar todas las suspensiones sobrantes. Puedes consultar con tu médico la forma correcta de hacerlo, aunque te adelantamos que muchas farmacias tienen servicio de recogida de medicamentos vencidos o que ya no se utilizarán.

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);

No suele ser su uso más habitual, pero en los últimos años es cada vez más frecuente el uso de Azitromicina como sustitutivo del Roacutan para el tratamiento del acné.

Por último, hay que señalar que es necesario llamar al médico en caso de estar tomando azitromicina y quedar embarazada. Asimismo, también hay que informar al médico en caso de estar amamantando, estar embarazada o querer quedarse en estado.

Todas estas recomendaciones están encaminadas a que la azitromicina solo sea usada de forma correcta y en caso de necesidad. Y lo volvemos a repetir, en caso de duda lo mejor siempre es consultar a tu médico.

Medicamentos que contienen azitromicina

azitromicina
A continuación os mostramos un listado de medicamentos de curso legal que están compuestos con mayor o menor base de azitromicina. Destacar que la toma de estos medicamentos está sujeta a la prescripción de un facultativo.

ARATRO Comp. recub. 500 mg
ARATRO Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
ARATRO Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA G.E.S. Polvo para sol. para perfusión 500 mg
AZITROMICINA ALMUS Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA ALTER EFG Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA ALTER EFG Granulado para susp. oral 500 mg
AZITROMICINA APOTEX Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA ARISTO Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA AUROVITAS SPAIN Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA BENEL Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA BENEL Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA BENEL Polvo para susp. oral 250 mg/sobre
AZITROMICINA BENEL Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA BEXAL Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA BLUEPHARMA Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA CINFA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA CINFA EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA COMBIX Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA DAVUR EFG Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA KERN PHARMA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA KERN PHARMA EFG Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA KERN PHARMA EFG Polvo para susp. oral 250 mg/sobre
AZITROMICINA KERN PHARMA EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA KORHISPANA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA KRKA Comp. recub. con película 250 mg
AZITROMICINA KRKA Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA MABO EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA MABO EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA MYLAN EFG Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA MYLAN EFG Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA MYLAN EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA NORMON EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA NORMON EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA PENSA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA PENSA EFG Granulado 500 mg
AZITROMICINA PHARMAGENUS EFG Comp. recub. con película 500 mg

azitromicina medicamento
AZITROMICINA PHARMAGENUS EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA PLACASOD Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA QUALIGEN Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA QUALIGEN Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA RANBAXY Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA RATIO Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA RATIO Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA RATIOPHARM EFG Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA RATIOPHARM EFG Polvo para susp. oral en frasco 200 mg/5 ml
AZITROMICINA RATIOPHARM EFG Polvo para susp. oral en sobre 250 mg/sobre
AZITROMICINA RATIOPHARM EFG Polvo para susp. oral en sobre 500 mg/sobre
AZITROMICINA SANDOZ Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA SANDOZ Polvo para susp. oral 200mg/5 ml
AZITROMICINA SANDOZ Polvo para susp. oral 250 mg/sobre
AZITROMICINA SANDOZ Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA STADA Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA STADA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA STADA EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA TARBIS Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA TARBIS EFG Polvo para susp. oral 250 mg/sobre
AZITROMICINA TARBIS EFG Polvo para susp. oral 40 mg/ml
AZITROMICINA TARBIS EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA TECNIGEN Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA TEVA EFG Comp. 250 mg
AZITROMICINA TEVA EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA TEVA EFG Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
AZITROMICINA TEVA EFG Polvo para susp. oral 250 mg/sobre
AZITROMICINA TEVA EFG Polvo para susp. oral 500 mg/sobre
AZITROMICINA UR EFG Comp. recub. 500 mg
AZITROMICINA ZENTIVA Comp. recub. con película 500 mg
AZITROMICINA ZENTIVA Granulado pra susp. oral 500 mg
ZITROMAX Cáps. 250 mg
ZITROMAX Comp. recub. 500 mg
ZITROMAX Polvo para sol. para perfusión 500 mg
ZITROMAX Polvo para susp. oral 1000 mg
ZITROMAX Polvo para susp. oral 200 mg/5 ml
ZITROMAX Polvo para susp. oral 250 mg
ZITROMAX Polvo para susp. oral 500 mg

loadInifniteAdd(infinite_adv_3);

En definitiva, esto es todo sobre la azitromicina, un antibiótico que nos puede ayuda a curar infecciones de garganta y de oído (entre otras cosas), siempre y cuando se tome en la dosis adecuada y de acuerdo a las prescripciones del médico.

Esperamos que el artículo os haya resultado interesante. Para terminar, os dejamos con unos enlaces que os podrían resultar interesantes para complementar toda la INFO.

Enlaces de interés

En Demedicina tenemos muchos otros artículos que te pueden resultar muy útiles para resolver problemas de salud:

Y si te ha gustado el artículo, no dudes en compartirlo con tus amigos y contactos en Facebook, Twitter y Google +.

Demedicina.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos